SER FREELANCE EN LATINOAMERICA

Para todo profesional de la industria del diseño y tecnología en Latinoamérica le llega el momento de reflexionar y analizar como se ha ido desarrollando su carrera desde múltiples puntos de vista, entre ellos, como ofrecer sus servicios de forma mas rentable en donde sienta una mejor retribución (capitalización) de sus conocimientos acompañada de una satisfacción profesional y de retos personales.  Aquí nace la pregunta ¿ser o no ser freelancer?

 

Sin importar el tiempo que lleves ejerciendo tu carrera, te tocara plantearte esta pregunta que muy seguro tiene tiempo dando vueltas en tu mente, y es que es una idea sumamente tentadora, que sientes que te dará mas libertad creativa y de tomas de decisiones en donde solo tu tendrás las riendas del proyecto, podrás tomar riesgos y las opciones de trabajos serán tan variadas que inevitablemente se convertirán en retos para tu desarrollo profesional, le dirás adiós al cumplimiento de un horario laboral y le darás una gran bienvenida a los jugosos ingresos de una campaña publicitaria o desarrollo de un proyecto Web, pero te digo, no todo lo que brilla es oro, así que un gran poder viene con grandes responsabilidades y si resides en Latinoamérica sabrás muy bien de lo que te estoy hablando.

Cuando trabajas de forma autónoma es de suma importancia que tomes en consideración múltiples aspectos para que todo marche como debe de ser, muchos opinan que para ser freelance en Latinoamérica es cuestión de personalidad como también he escuchado a muchos colegas que para tener éxito como diseñador o desarrollador independiente vale mas los contactos (personas en cargos estratégicos en las empresas) que poseas que el talento que tengas, sin duda es un tema para debatir pero creo que en donde todos estamos de acuerdo es que hay que tener mucha disciplina, tener buenas estrategias de negocios, crear un ritmo de trabajo, ser puntual con las entregas, nunca dejar de ir actualizándote en conocimientos y no tener miedo a tomar riesgos.

Investigando la raíz etimológica de la palabra para poder comprender y asimilar mas el termino conseguí el siguiente extracto tomado de Wikipedia que comparto con ustedes:

Freelance deriva del término medieval inglés usado para un mercenario (free=independiente y lance=lanza), es decir, un caballero que no servía a ningún señor en concreto y cuyos servicios podían ser alquilados por cualquiera. El término fue acuñado inicialmente por Sir Walter Scott (1771-1832) en su reconocido romance histórico Ivanhoe para describir a un “guerrero medieval mercenario”. La frase en inglés luego hizo la transición a un sustantivo figurativo alrededor de 1860 y fue luego reconocido como un verbo oficialmente en 1903 por varias autoridades en lingüística tales como el Diccionario Oxford de Inglés. Solamente en tiempos modernos ha mutado el término de un sustantivo (un freelance o un freelancer) y un adverbio (un periodista que trabaja freelance).

Cabe destacar que es sumamente curioso como es percibido el freelancer en el mundo, en países como Estados Unidos, Canadá y Londres ser un diseñador freelance es algo de alta clase, su opinión es muy respetada como profesional y tiene un mercado rico lleno de oportunidades en donde los medios comunicacionales se nutren de dicha interacción con estos independientes creando una retroalimentación cultural bien llamativa, caso contrario en Latinoamérica donde la gran mayoría de estos autónomos del ejercicio son percibidos como una alternativa económica al comparar con la contratación de una agencia y como alguien casi profesional, claro esta no todos sufren estas vicisitudes, solo pocos logran sobrepasar y lograr posicionarse, es probable que tu seas un futuro rockstar del diseño así que no decaigas que si se puede!

Nunca olvides que solo tu construyes tu carrera, tu eres el único responsable de darle valor a lo que haces, prepárate y no dejes de actualizarte en todas las tendencias, aprovecha los beneficios de las redes sociales e incorpóralos en tu rutina diaria, pero por sobretodo se ejemplo de lo que ofreces.